Con la Croustina de Panasonic, el pan tiene lo que debe: miga y corteza


La última panificadora de Panasonic aporta a la elaboración casera de pan un punto que se echaba en falta: ahora tiene corteza crujiente. Un buen punto.

Pudimos ver la Croustina de Panasonic en el pasado IFA de Berlín, la gran feria de la electrónica de consumo europea. Hace un mes se volvió a presentar en España en la convención que el gigante japonés organiza para mostrar a sus grandes clientes -canales de distribución- y a la prensa las novedades de su catálogo que va a traer a nuestro país. Entre ellas esta panificadora.

Hace ya cinco años probé la, hasta esa fecha, última panificadora de Panasonic, era la SD-ZB2502B, un nombre de lo más sexy. En 2014 el pan ya estaba de moda. Probablemente debido a que era novedoso me da la sensación de que estaba todavía más de moda que ahora. Y eso que han llegado cadenas -o franquicias- que no estaban o eran menos activas: Panod, Crustõ…

Ahora lo que se ha puesto de moda, en algunos casos por recomendación médica y en otros por la idiotez de que engorda menos, son los alimentos sin gluten. La etiqueta “Sin gluten” se puede ver hasta en productos que efectivamente no tienen ninguna posibilidad de tenerlo. A ver, el gluten está presente exclusivamente en las harinas de cereales de secano, es decir que las patatas fritas NO tienen gluten. Y SÍ que engordan.

La seguridad del ‘hecho en casa’

De cualquier forma, una buena manera de asegurarse un pan hecho con harina sin gluten es elaborarlo en casa. La Croustina de Panasonic tiene dos recetas para hornearlo, una con mezcla de harina para pan sin gluten y otra más compleja sin gluten ni trigo, en la que se reemplaza por harina de arroz y otros ingredientes.

Pero la diferencia fundamental de este último modelo de panificadora con respecto al anterior es que crea una corteza crujiente similar a la que pueden tener las hogazas. He dicho similar. En aquella SD-ZB2502B ya se podía hacer, al margen de pan, pan de molde, brioche, masa para pan o para pizza, mermeladas… pero la corteza era siempre similar a la del pan de molde y aquí lo que se lleva es algo más parecido a las baguettes.

IMG_0970
No hace falta ser adivino para deducir que en el de arriba utilicé levadura instantánea y en el de abajo no.

Yo he probado varias posibilidades y, es verdad que por error, distintas combinaciones de levaduras. En una ocasión he utilizado levadura en polvo convencional, no instantánea. El resultado fue muy estético por fuera, con una corteza dura, pero subió mucho menos y el interior era compacto como las filas de los inmaculados (ya que estamos en plena temporada de Juego de Tronos, me permito la metáfora).

 

IMG_0953A pesar de que de sabor no estaba mal y aguantó perfectamente la prueba de las tostadas de la mañana siguiente, conviene familiarizarse bien antes de comenzar a experimentar con adiciones de otros elementos (frutos secos, chocolate, frutos desecados…). Además de la sencillez: introducir los ingredientes en el orden indicado y seleccionar el número del programa, es muy fácil de limpiar. De hecho, sólo hay que preocuparse de extraer la cubeta interior con revestimiento cerámico para evitar que se adhiera la masa a las paredes y la pequeña pala de amasar, además de los dos medidores.

Panasonic Croustina SD-ZF2010_accessorie white
La Croustina con todos sus elementos: cubeta, pala y medidores.

Acostumbrado a utilizar el Thermomix TM5, echo en falta que en la pantalla indique algo más que el número de programa, lo que está haciendo (levantando la masa, amasando, horneando…) y el tiempo que falta. De hecho, necesitas el manual de instrucciones para saber qué número de programa se corresponde al pan que quieres elaborar y el orden y las cantidades de los ingredientes. También es verdad que hay una diferencia enorme de precio entre el Thermomix y la Croustina.

Lo que han conseguido es que si sigues las instrucciones con un mínimo de orden y criterio, logres hasta una docena de tipos de pan. También pueden lograr que, si todavía no eres adicto al pan, te conviertas en poco tiempo, sobre todo si programas la Croustina para levantarte con el aroma a pan recién horneado.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.